Ayuda a los padres frente a la enuresis

Trucos y consejos para padres

Consejos de otros padres

Muchas veces los mejores consejos provienen de otros padres que se encuentran en la misma situación. Hemos pedido a algunas madres que compartieran sus experiencias con nosotros y que nos dieran consejos que puedan servir a cualquier madre cuyo hijo sufra Enuresis. 

En la cama

En la cama

El momento de prepararse para ir a la cama es clave para tener un buen descanso durante la noche. Si tú o tu hijo estáis preocupados por lo que pueda pasar a lo largo de la noche, esto puede crear tensión y hacer que te sientas estresado, por lo que no conseguirás descansar adecuadamente.

Una madre con dos hijas comparte con nosotros:

“Cuando mis hijas están calmadas y relajadas en el momento de acostarse consiguen dormir bien durante toda la noche. Todos los acontecimientos que los niños viven durante el día afectan a la forma de dormir y al comportamiento, y pueden causar pesadillas, que muy frecuentemente desencadenan problemas de incontinencia durante la noche. Yo personalmente, antes de irme a la cama paso tiempo con cada una de ellas por separado; les doy besos y abrazos, y mantengo una charla con ellas para asegurarme de que todo está bien – ¡si tus hijos están relajados, tú también podrás estarlo!

Tal como afirma María, es importante ser un ejemplo a imitar en la conducta de los hijos:

“Lo último que hago todas las noches antes de irme a la cama es ir al baño, y pido a mi hijo que haga lo mismo; él me imita y así evitamos los incómodos incidentes durante la noche”

Julia está encantada utilizando DryNites® para su hija pequeña:

Para la hora de dormir los DryNites® son geniales. Mi hija ya es demasiado mayor para utilizar pañales, y sus braguitas DryNites® tienen unos diseños que le encantan, y ella siente como si llevara ropa interior de verdad. Si pasamos alguna noche fuera de casa, siempre nos aseguramos de no olvidar sus braguitas absorbentes.

Si tu hijo tiene algún incidente durante la noche, es fundamental que lo hables con el de una forma calmada y le tranquilices, asegura Lidia:

“No le des más importancia de la que tiene, simplemente cámbiale la ropa y las sábanas, y hazle saber que no ha pasado nada y que es simplemente un incidente que ha ocurrido de forma aislada.”

Viajes

Viajes

Controlar los esfínteres durante el día normalmente no suele ser ningún problema, pero ¿qué pasa durante los viajes largos en coche cuando los niños normalmente se quedan dormidos? Ana tiene una regla de oro:

“Siempre nos aseguramos de que nuestro pequeño de 4 años vaya al baño antes de salir de casa para un largo viaje en coche”

Para Dani es importante planear las paradas para ir al baño que se van a hacer durante el viaje:

“Miro la ruta antes de salir para ver dónde hay baños públicos a lo largo del camino”. También Celia aconseja, “Es bueno llevar siempre un orinal plegable y un paquete de toallitas húmedas por si sobreviene una urgencia durante el viaje”

Para evitar accidentes, Pablo sugiere:

“Utilizar un cubrecama para ponerlo en el asiento del coche puede ser de gran ayuda en los viajes largos. A veces, si se quedan dormidos pueden despertarse mojados.

 “Si vamos a hacer un viaje largo y hay posibilidad de que se duerma, siempre le pongo sus calzoncillo DryNites debajo de la ropa” afirma Pilar.

Por último, Adriana aconseja:

“Puede que sea algo de sentido común, pero asegúrate siempre de llevar ropa interior de repuesto para tu pequeño, e insístele en la importancia de que te avise cuando sienta la necesidad de ir al baño.”

Noches fuera

Noches fuera

Cuando tus hijos van creciendo, las noches fuera de casa cada vez son más frecuentes; en casa de amigos, en casa de los abuelos, en viajes escolares…Si tu hijo moja la cama este tipo de planes pueden suponer para él un problema, pero con la preparación adecuada no hay necesidad de que tu hijo se pierda ninguna de estas noches de diversión fuera de casa.

Dani comenta:

“Conozco muchos niños en cursos de educación secundaria que mojan la cama y no tienen problemas para dormir fuera de casa, en ocasiones incluso durante varios días seguidos y compartiendo habitación con otros niños y niñas”

Natalia recomienda:

“Asegúrate siempre de que tu hijo consigue quedarse dormido cuando se acuesta, esto es muy importante. No importa si lo hace con la ayuda de un peluche, un libro especial, su pijama favorito… Cualquier cosa que le relaje por las noches para quedarse dormido ayudará a reducir los problemas de estrés durante la noche”

Rebeca afirma que las madres también deben tener una pequeña distracción:

“Lo normal es que las madres se terminen preocupando más de lo que deberían si el problema persiste, así que mi consejo es que intenten tener la cabeza ocupada en otras cosas durante el día para no terminar obsesionándose con este tema”.

Recompensa

Recompensa

Para algunos niños, la motivación para conseguir algo y el ser premiados por ello puede tener un efecto muy positivo. Nos encanta este consejo de Clara:

“He puesto en el dormitorio de mi hija de 5 años una bolsa llena de canicas y una cajita al lado. Cada mañana, si se levanta seca, puede poner una de las canicas en la cajita, si no es así no hacemos nada. La cajita se va llenando poco a poco y cuando esté llena ella tendrá un día para hacer el plan que más le apetezca, como ir al zoo o al aquario. Desde que hacemos esto, se levanta sequita muchas más noches, ¡así que parece que está funcionando!”

Apoyo

Apoyo

En la mayoría de los casos, lo que marca la diferencia es la manera en la que cada persona afronte esta situación

María nos habla de su propia experiencia:

“Cuando era pequeña yo mojaba la cama. Es fundamental que los padres sepan cómo afrontar esta situación y no hagan a sus hijos sentirse mal por esto; a día de hoy todavía me cuesta mucho trabajo dormir fuera de casa, creo que es algo que ha quedado grabado en mi mente”

Amalia explica la importancia de tener a alguien que pueda ayudaros a ti y a tu hijo a manejar esta situación:

“A mi hijo y a mí nos habría resultado muy difícil superar esta etapa sin la ayuda de toda la familia y de la profe de la escuela, que nos apoyó muchísimo”

Aquí tenemos el consejo de Catalina:

“Creo que el mejor consejo que puedo dar es evitar estresarse ante esta situación. Hay muchos casos de niños que no controlan las ganas de hacer pis por las noches. Yo me preocupaba mucho por mi hijo, pero he aprendido a aceptarlo. Gracias a los productos especializados para este problema, como las braguitas y los calzoncillos absorbentes, que están disponibles para todas las edades, hemos conseguido que esto no se convierta en un problema”