Enuresis nocturna en adolescentes

Pasar la noche fuera

La preadolescencia y la adolescencia pueden ser periodos difíciles: un niño que a esa edad todavía moja la cama puede sufrir bastante. Por suerte, existen soluciones. La incontinencia nocturna afecta principalmente a niños de edades cortas, y su frecuencia disminuye con el paso del tiempo: si el 49 % de los niños entre 3 y 4 años se ven afectados, el porcentaje se reduce al 15 % entre 5 y 7 años. (1) A partir de los 5 años, mojar la cama tiene un nombre médico: enuresis nocturna. Esa incontinencia nocturna tardía puede persistir hasta bien pasados los 5 años: ¡Entre el 2 y el 3 % de los adolescentes también la sufren! (2)